Nestlé invierte 19 millones de euros en su gestión medioambiental

Volver al listado de comunicados de prensajun 1, 2017

Paisaje de dibujo

  • Nestlé España ha reducido en un 59,4% el uso de agua por tonelada de producto fabricado; en un 74% los residuos a vertedero y en un 15% las emisiones de gases de efecto invernadero por tonelada de producto acabado entre 2010 y 2016
  • Para 2020, la Compañía prevé consolidar su apuesta por el medioambiente y reducir hasta el 64% el uso de agua y el 35% las emisiones de gases de efecto invernadero por tonelada de producto fabricado y convertir todas sus fábricas en “cero residuos a vertedero”
  •   Con proyectos como el Plan de reciclaje integral de cápsulas con ayuntamientos y organismos municipales o «Solís Responsable», Nestlé España sigue avanzando en su propósito de mejorar la calidad de vida y contribuir a un futuro más saludable
Compromiso de Nestlé España con el medio ambiente
  2010-2016 2020
Reducción uso de agua 59,4% 64%
Reducción residuos a vertedero 74% 100%
Reducción emisiones GEI 15% 35%

Esplugues de Llobregat, 1 de junio de 2017.— Fiel a su propósito de mejorar la calidad de vida y contribuir a un futuro más saludable, a partir de preservar los recursos para las generaciones futuras, Nestlé desarrolla su actividad empresarial optimizando los recursos naturales y minimizando el impacto de su actividad.

Así, consciente de la importancia del respeto y el cuidado del medio ambiente y la sostenibilidad, la Compañía ha invertido casi 19 millones de euros en gestión ambiental, en el período comprendido entre 2010 y 2016. Como resultado, Nestlé España, que cuenta en la actualidad con 10 fábricas repartidas en 5 Comunidades Autónomas, ha reducido, en este período, en un 59,4% el uso de agua por tonelada de producto fabricado; en un 74% los residuos a vertedero y en un 15% las emisiones de gases de efecto invernadero por tonelada de producto acabado.

Recursos hídricos

Nestlé considera la gestión de los recursos hídricos como una de sus prioridades medioambientales más importantes. Por ello, prevé reducir hasta el 64% el uso de agua por tonelada de producto acabado en sus fábrica españolas para 2020. Día a día, la Compañía se acerca a este objetivo. Así, desde 2010, Nestlé ha reducido en un 59,4% el uso de agua por tonelada de producto fabricado. De forma más concreta, mientras que al inicio de la década actual se registraron 11,02 m3 por tonelada de producto fabricado, el año pasado se cerró con 4,5 m3 por tonelada de producto acabado de uso de agua. En total se han ahorrado casi 5 millones de m3 de agua, cantidad que equivale a 1.870 piscinas olímpicas o representa el consumo anual de toda la Comunidad Autónoma de Aragón.

Cero residuos a vertedero

Por otro lado, a través de medidas como la valorización y apuesta por el reciclaje, la segregación de residuos en origen y la implementación de mejores condiciones de almacenamiento, Nestlé ha disminuido en un 74% los residuos a vertedero en el período 2010-2016 gracias, principalmente, al compromiso de los 10 centros de producción de la Compañía por convertirse en fábricas “cero residuos a vertedero” en 2020. La aplicación de este conjunto de iniciativas ha favorecido que se haya pasado de 3.380 toneladas de residuos generados en 2010, a 883 toneladas producidas el año pasado.

En la actualidad, además, cinco de las diez plantas industriales de Nestlé en España — en concreto, las de agua embotellada en Viladrau (Girona) y Herrera del Duque (Badajoz), la fábrica de café tostado de Reus (Tarragona), la fábrica de café soluble y bebidas en cápsulas monodosis de Girona y la de salsas de tomate en Miajadas (Cáceres)—  ya son consideradas “cero residuos a vertedero”, al fomentar la reutilización, reciclaje o valorización de los mismos. Se prevé que en 2020 la totalidad de los diez centros de producción de la Compañía en España sean considerados “cero residuos a vertedero”. 

Lucha contra el cambio climático

En la actualidad, el 100% de la energía eléctrica comprada por Nestlé España proviene de fuentes de energía renovables. Además, en los últimos años, Nestlé España ha implementado proyectos de mejora de la eficiencia energética, que unidos al uso de combustibles más limpios, han permitido a la compañía disminuir un 15% las emisiones directas de gases de efecto invernadero (GEI) por tonelada de producto acabado desde 2010. En este aspecto, Nestlé España prevé reducir hasta el 35% las emisiones de gases de efecto invernadero por tonelada de producto fabricado en sus fábricas en 2020. Asimismo, también espera disminuir, para ese año, un 10% las emisiones generadas en las rutas logísticas.

Reciclaje de cápsulas

El compromiso de Nesté España con el medio ambiente está también presente en su Plan de reciclaje integral de cápsulas con ayuntamientos y organismos municipales. Este sistema de recogida selectiva de cápsulas monodosis de café de la compañía para sus marcas de Nescafé Dolce Gusto y Nespresso fue un proyecto pionero en Suiza que empezó a implementarse para ambas marcas en nuestro país en el año 2011.

Desde entonces, se han habilitado más de 1.400 puntos de recogida municipales de cápsulas tanto en puntos fijos como en puntos de recogida móvil que proporcionan servicio a más de 15 millones de habitantes de diferentes poblaciones de 10 comunidades autónomas (Andalucía, Aragón, Baleares, Cantabria, Castilla y León, Cataluña, La Rioja, Madrid, País Vasco y Valencia).

Además, a estos puntos se añaden, en el caso de Nespresso, los ubicados en sus Boutiques y en los puntos de venta de máquinas comprometidos con el medio ambiente, presentes además en Asturias, Castilla-La Mancha, Galicia, Murcia y Navarra, con lo que son 15 las comunidades autónomas en las se lleva a cabo el servicio de reciclaje de esta marca.

Origen respetuoso de las materias primas

Por otra parte, en su compromiso de asegurar el origen respetuoso de las materias primas y con el objetivo de minimizar el impacto en el medio ambiente, Nestlé desarrolla su proyecto «Solís Responsable». Desde 2014, todos los tomates que se utilizan en la fábrica de la compañía en Miajadas son productos agrícolas de alta calidad obtenidos mediante el uso de métodos y prácticas que respetan el medio ambiente.

Con el fin de asegurar una agricultura sostenible a largo plazo, desde la puesta en marcha de esta iniciativa, los proveedores agrícolas de tomate en Extremadura de Nestlé han ahorrado más de 687 millones de litros de agua, han reducido un 16% el uso de fertilizantes y un 21% el uso de productos de control de plagas.

Formación, clave del compromiso

Todas estas medidas responden, en parte, al esfuerzo realizado por la Compañía en formación. Durante el pasado año, gracias a los programas de sensibilización y formación que llevó a cabo Nestlé España en sus fábricas, cerca de 1.800 trabajadores participaron en acciones de formación relacionadas con temas ambientales, actividad a la que se dedicaron más de 1.900 horas.

Nestlé y el medio ambiente

La protección del medio ambiente es una de las principales preocupaciones de la Compañía. Han pasado más de 25 años desde que Nestlé publicara su Política de gestión medioambiental corporativa que, desde entonces, se revisa de forma periódica. En 1995, Nestlé creó su propio Sistema de Gestión Ambiental, el NEMS (Nestlé Environmental Management System), con el fin de unificar todas las actividades y medidas ambientales. Desde entonces, el NEMS ha sido implementado en todos los centros de producción de Nestlé en el mundo.

Descarga esta nota de prensa en formato (PDF, 273 Kb)